¡Es Ella, es Ella!

No, no puede ser, Es Ella, tan lejos y mira a donde me la vengo a encontrar! ¡Que maravilla! 
Esa una fresca mañana de domingo, fuimos a pasear a un pueblo cercano a Vilafranca de Penedès , esperábamos a ser atendidos para una degustación en unas cavas y... miro alrededor, veo la decoración, barricas como mesas, poca iluminación, el menú del banquete de los príncipes de Asturias y de pronto mi mirada se desvía a una imagen pequeña, que me conmovió demasiado, verla me lleno de esperanza, de gusto, ahora sé que está cerca de mí. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario